Buffet para Halloween; hazlo divertido


Cada año se celebran fiestas de diversa índole. Resulta siempre provechoso ovacionar estas festividades de alguna manera y, sin lugar a dudas, una de las mejores formas que existe actualmente para crear un ambiente ameno y acogedor es el buffet. Con él podremos lograr lo que deseamos sin recurrir a muchas cosas. Son simples, a todos nos gustan y siempre dejará satisfechos a cada uno de los invitados. Esta vez será el momento de crear un buffet para Halloween. Tanto niños como adultos se la pasarán en grande; eso tenlo por seguro.

¿Cómo debo disponer el buffet para Halloween?

Lo primero que tienes que tener en mente es que este tipo de buffet no tiene que ser sumamente formal, no todo debe quedar a la perfección. Esta reunión que llevarás a cabo es algo jovial donde tus invitados y tú buscarán pasarla bien mientras prueban algunos bocadillos.

Tienes que tener a tu disposición diversas mesas. Al menos puedes contar con cuatro mesones que te permitan exponer de forma cómoda toda la comida que vas a servir. Así evitarás cualquier tipo de saturación o cola. En caso de que vayan a haber muchos niños lo mejor que puedes hacer es crearles un ambiente separado del de los adultos. De esta manera no habrá confusiones ni alborotos.

Para este tipo de buffet lo mejor es que sea de autoservicio. De esta forma todo será más fluido y cada persona se servirá lo que realmente desee.

¿Qué puedo servirle a mis invitados?

La cantidad de platillos que puedes poner en la mesa son demasiado variados; en este apartado puedes darle rienda suelta a tu imaginación sin ningún tipo de problema. Entre los platos que puedes servir destacan:

- Siempre tendrán que estar presentes los cupcakes. Esto se debe a que son sumamente versátiles, económicos y a todos nos encantan. Puedes hacerlos con un glaseado que haga alusión al Halloween. Tal es el caso de los colores anaranjado y negro. Es una idea útil y fácil de aplicar.

- Puedes hacer una torta que tenga como principal ingrediente a la calabaza. Este tipo de postre es muy sencillo pero siempre cuenta con un gran sabor. Agradará tanto a pequeños como a grandes.

- Las gelatinas de diversos colores también dan un toque ameno y agradable al menú. Son un postre sencillo que podrás colocar en gran medida.

- Las golosinas con formas de animales también tienen que estar presenten. Lo mejor es que hagan alusión a los insectos. Puedes guardar dichas golosinas en envases con forma de calabaza, así lograrás un ambiente bastante oscuro y divertido.

- En cuanto a las bebidas los cocteles son perfectos para esta ocasión. Puedes servirlos en vasos con diversos motivos de Halloween. Para los más pequeños la soda estará bien.